Inicio Selección Colombia Sin sobrar nada Colombia venció en Yokohama

Sin sobrar nada Colombia venció en Yokohama

120
0
Compartir

Con un gol de Falcao de penal, que tuvo además dedicatoria especial a Juan Fernando Quintero, comenzó con 3 puntos la era de Carlos Queiroz y ahora deberá rearmar pensando en Corea del Sur

Sin mucho brillo pero con triunfo a fin de cuentas, por más partido de preparación que sea, como señaló Carlos Queiroz horas antes del pitido inicial, así fue el debut en el banquillo para Carlos Queiroz, que a través del gol de penal que convirtió Radamel Falcao, quien llegó a 33 tantos con la tricolor, empezó con el “pie derecho” una nueva era, un pasaje de aquella época de José Pékermán para pasar a este nuevo momento, todo buscando un aire fresco pensando en los complicados retos venideros.

Dos tiempos bastante distintos mostró el equipo de Queiroz el día de hoy, inicialmente con un esquema 4-2-3-1 en donde los dos laterales de Atlético Nacional se les dio la confianza desde el arranque, junto con la dupla Yerry Mina y Dávinson Sánchez, mientras que se armó dupla con Wilmar Barrios y Jefferson Lerma en la primera línea de volantes, sumado a ellos James como el enlace, sin ser un mediapunta fijo, mientras Sebastián Villa fue ubicado en la derecha, mientras que aparentemente era Luis Fernando Muriel en punta con el goleador Falcao, al final pareció retroceder Muriel para armar una línea de 3 volantes ofensivos.

El primer tiempo en definitiva no fue el mejor de todos para la Selección Colombia, el equipo mostró más de lo mismo, a pesar que por ejemplo en el minuto 3 Colombia perdonó con ese balón al palo de Sebastián Villa tras un pase desde la izquierda, pero posterior a ello Japón empezó a inquietar el área que hoy defendió Camilo Vargas sin desentonar, a pesar que los nipones supieron penetrar en varias oportunidades rumbo al arco y con varios disparos de media distancia que inquietaron sin duda alguna al elenco nacional.

Luego de ese primer tiempo donde fue un poco más el suplicio que la tranquilidad, el equipo empezó a mostrar una mejor cara, esto especialmente debido al ingreso del “goleador de Bergamo”, el delantero Duván Zapata, quien ingresó al minuto 57 en lugar de Sebastián Villa, aplicando mayor orden y compañía en el ataque para Falcao y justamente así empezó a presionar más el equipo de Queiroz.

A los 53 Falcao recibió el esférico desde el costado derecho y cabeceó enredado con su mano evidentemente apoyando al balón, ayudándose y a pesar que el balón terminó en el fondo de la red, el central del partido decidió no conceder la anotación.

Luego de esto el encuentro se emparejó bastante, el desgaste pesó en varios tramos del complemento para ambas partes, con un Japón que seguía ejerciendo presión por los costados, donde muchas veces lograron vencer en los duelos a los laterales y, a pesar que no buscaron tanto rematar desde fuera del área, seguían inquietando a una defensa que no tuvo su mejor juego, pero finalmente pudo soportar la incesante noche.

El gol llegó a los 63 minutos cuando Duván decidió mandarse por la izquierda y al ver el espacio que le despejaron para rematar por ese costado, disparó y la pelota alcanzó a pegar en el brazo del zaguero japonés Tomiyashu Takehiro, generando la atención del juez que decretó el manchón blanco en el centro del área, provocando que Radamel Falcao cogiera el balón y rematara hacia la derecha del golero Higashiguchi quien se lanzó hacia ese costado, pero a duras penas alcanzó a arañar el misil del “Tigre”, que fue sinónimo de triunfo a la postre.

A continuación resaltamos 5 puntos altos del juego realizado por la Selección Colombia, además de traer a colación otros 5 hechos que debe mejorar el equipo de Queiroz (por lo visto hoy), sin antes destacar la celebración del equipo entero en el gol, con esa dedicatoria especial para el #10 de River Plate, el volante Juan Fernando Quintero, operado este jueves de su lesión de ligamentos.

Para destacar:

  • El mejor del partido terminó siendo Duván Zapata, quien sorprendentemente no fue titular, pero que en la media hora o poco más que jugó fue determinante para lograr este muy trabajado triunfo.
  • El rendimiento de Camilo Vargas no desentonó en lo absoluto, se va con su arco en ceros, a pesar que no convence en su totalidad para ser el reemplazo perfecto para David Ospina.
  • La labor en defensa se notó como uno de los puntos que más trabajó Queiroz, quiso asegurar bastante esta zona, aunque falta darle mejor salida por los costados.
  • 10 minutos parecieron poco para Luis Díaz, que hoy sigue demostrando por qué es de los pocos que merecen ser llamados que actúan en el rentado local, tuvo una buena chance en el final y puede aportar más.
  • Flexibilidad en lo táctico, esa es una buena consigna de hoy, Queiroz no se “casó” durante los 90 minutos con un esquema, sino que entendió que estos duelos más que el resultado, importa la prueba del equipo, mirar variantes y sacar los análisis. Señaló en rueda de prensa que se va feliz.

Para mejorar y tener en cuenta

  • La dupla Wilmar Barrios y Jefferson Lerma en la primera línea de volantes, no fue mala durante los 90 minutos, pero solamente tuvo buena labor la mitad del primer tiempo, luego dejaron muchos espacios y cedieron bastante labores de recuperación a la defensa.
  • No fue muy buena la labor de los laterales, en este caso Helibelton Palacios y Deiver Machado, en especial este segundo, el lateral izquierdo, hoy en Atl. Nacional se vio superado a lo largo del encuentro y Palacios por derecha tuvo un trabajo muy normal, sin padecer tanto pero nada superior a Santiago Arias.
  • James no pesó como se esperaba, tuvo un encuentro sin mucha lucidez, por momentos se vio superado en marca, incluso cuando le ejercieron entre 2 jugadores, puede que ayude esto a que de espacios el rival, pero no fue sobresaliente.
  • Sin duda alguna Luis Fernando Muriel no logró tener su mejor rendimiento, no estuvo ejerciendo mucha presión en ataque y no caería mal una prueba ante Corea del Sur con dos atacantes u hombres como Morelos, Duván Zapata o el propio Luis Díaz en su lugar.
  • A pesar que se notó un equipo con “un poco más de lo mismo”, es decir, sin mostrar bastantes cosas nuevas, entendiendo que son pocas las sesiones de trabajo en la semana, poder probar nuevas fichas por lo menos este martes ante Corea del Sur no sería algo descabellado.