CICILIANO, EL EMBAJADOR DE LA SUDAMERICANA

EN LA EDICIÓN 2007, EL BARRANQUILLERO SE TRANSFORMÓ EN UN REFERENTE DE LOS “ALBIAZULES”, LLEVÁNDOLOS A SEMIFINALES

Créditos: HSB Noticias

 

 

 

 

 

 

 

Sin lugar a dudas, uno de los jugadores emblema de Millonarios en su historia reciente fue Ricardo Ciciliano. Algunos aficionados recuerdan cuando el mediocampista atajó un penal en 2006 ante Independiente Medellín; otros conmemoran sus tantos que lo posicionaron como el goleador de la Copa Sudamericana 2007.

En esa oportunidad, el barranquillero (6 goles) superó en la tabla de artilleros a deportistas de peso como lo eran el uruguayo Hernán Rodrigo López (5), el ecuatoriano Evelio Ordóñez(5) y por supuesto a Salvador Cabañas(4), estrella de Paraguay. Vale la pena mencionar que por ese entonces Radamel Falcao vestía la camiseta de River Plate y llegó a la misma cantidad de goles que Cabañas cuando disputó menos partidos; comenzaba el idilio de “El Tigre” con la escuadra argentina.

Por su parte, Ciciliano arribó a Millos una temporada atrás cuando estuvo vinculado con el Deportivo Cali, plantel con el que disputó 54 partidos y anotó 10  veces. Asimismo, antes había jugado con otros equipos como Deportivo Pereira, Deportes Tolima, Bucaramanga, Pasto y Quindío.

El entrenador de “el ballet azul” en 2007 era Mario Vanemerak,que  organizó un equipo sin figuras, pero que era muy táctico y obtuvo logros importantes como la derrota que le propiciaron a Atlético Nacional en la fase previa de Sudamericana con un global de 3-2. Más adelante, Millos dejó atrás en octavos a Colo Colo, en una serie que se definió por penales luego de un global de 2-2. En los cobros terminó 7-6 a favor de los azules.

En los cuartos, los capitalinos realizaron un partido enorme con Sao Paulo, rival al que superaron 3-0 con dos tantos de Ciciliano que consiguió vencer la valla de un portero histórico para el continente como lo era Rogerio Ceni. Infortunadamente, la aventura de Millos en esa edición se acabó en la semi donde perdieron 5-2 con el América de México de Salvador Cabañas.

El ganador de esa Sudamericana fue Arsenal de Sarandí que superó a los aztecas con un global de 4-4, gracias a sus goles lejos de casa. Tiempo después Ciciliano firmó con el Juan Aurich de Perú en donde ganó una Primera División.

Attachment

Leave a Comment

(required)

(required)